NO LA DEJABAN GOBERNAR:

Kicillof habilitó el juego online en la provincia que era un proyecto de Vidal al que se opusieron

Ricardo benedicto, Cristóbal López, Mautone y Angelici están entre los beneficiados. Las empresas debían presentarse en grupos, una internacional (75%) junto con una local (25%). La española Codere quedó afuera de la licitación.
martes, 5 de enero de 2021 · 16:57

El gobernador bonaerense Axel Kicillof otorgó licencias a siete empresas para operar el juego online en la provincia de Buenos Aires, una iniciativa que impulsó María Eugenia Vidal pero que había encontrado fuerte resistencia en el kirchnerismo.

Según la licitación en la que había avanzado el gobierno de Cambiemos, las empresas debían presentarse en grupos, una internacional junto con una local, la primera con el 75% del capital y la otra con el 25. El primer grupo que aparece en el listado oficial es ArgenBingo, que se unió a Will Hill Limited. ArgenBingo es de Nazareno Lacquanti, titular del Bingo Moreno, y Will Hill es un grupo británico, considerado uno de los jugadores más grandes del mercado internacional. Le sigue la también británica Hillside (New Media Malta), que aparece asociada a Pasteko. Hillside es la operadora del sitio Bet365 y la local Pasteko es de Gustavo Ranucci, socio de Gastón Steany, cara visible del bingo Berazategui. También tendrá licencias la sociedad conformada por Hotel Casino Tandil, una empresa local que se asoció a Dynamo Tyche (Playtech Soware Limited), un reconocido desarrollador de soware de juegos online. Boldt también fue habilitada. La compañía del empresario Antonio Tabanelli participó de la licitación junto a Cassava Enterprises, un operador de apuestas deportivas con sede en California. En quinto lugar aparece como beneficiaria de una licencia la empresa Atlántica de Juegos, propiedad de Daniel Angelici. El operador judicial de Mauricio Macri participó de la pulseada junto a Stars Interactive Limited, el gigante canadiense propietario de PokerStars.

Más abajo aparece Binbaires, la empresa de Cristóbal López, Federico Achával y Ricardo Benedicto, que se asoció a la griega Intralot Internacional. Por último, Daniel Mautone también consiguió una licencia a través de Casino de Victoria, en asociación con Betsson Malta Holding Limited, una operadora de juegos de azar online con sede en Estocolmo. Lotería de la Provincia dejó afuera a Ricardo Glassman y Alejandro Gravier, que compitieron con Bingo Pilar asociados a PPB Counterparty, un operador con sede en Malta. La resolución -publicada en el Boletín Oficial el último día de 2020- explica que el 22 de mayo del año pasado se presentó PPB Counterparty para declinar su participación del proceso licitatorio. Esa salida benefició a Mautone porque la repartición oficial avanzó con una adaptación del dictamen beneficiando a Casino de Victoria y Betsson Malta Holding, que contaban con mayor puntuación detrás de Bingo Pilar.

La española Codere quedó fuera de competencia: participó con su subsidiaria Iberargen y su propuesta obtuvo 21 puntos, pero la que ingresó en último lugar fue Casino de Victoria-Betsson con 27 unicades.

Durante la campaña de 2019, Kicillof tomó distancia de la iniciativa de habilitar el juego online que por entonces llevaba adelante Vidal. En la Legislatura, la entonces senadora Teresa García (hoy ministra de Gobierno) se alzó como una de las principales enemigas a la iniciativa. Sin embargo, la decisión del gobernador de lanzar el juego online en territorio bonaerense se asienta en el mismo principio por el cual Vidal decidió su reglamentación: la urgente necesidad de fondos para la caja provincial.

Sobre una facturación bruta estimada en 600 millones de dólares anuales, la Provincia percibirá 90 millones en concepto de Ingresos Brutos y 60 millones por canon que ingresarán a Lotería. El artículo 3 de la resolución -firmada por el presidente de Lotería Omar Galdurralde- establece que las empresas deberán pagar 65 millones de pesos en concepto de cargo fijo único.

La habilitación del juego online en la provincia surgió en diciembre de 2018 durante la discusión del presupuesto. El gobierno de Vidal avanzó con la licitación, que quedó paralizada tras la derrota en la elección de 2019. Por entonces, fuentes del gobierno de Cambiemos aseguraban que unas quince empresas operan en el distrito sin pagar ningún impuesto. Además se afirmaba que existían más de 6.000 puntos de venta de tarjetas prepagas para poder jugar online. La decisión de limitar a siete las empresas adjudicatarias se tomó a partir de la experiencia de Francia, donde en su momento la licitación no tuvo tope en la cantidad de empresas y entraron 37, un número que después hizo imposible el control por parte del Estado. FUENTE: Gaceta Mercantil

Valorar noticia

Comentarios